Cómo elaborar Sal de Vino

105492851.jpg iStockphoto/Thinkstock

La sal de vino es seductora por su color y composición que le aporta a los platos un toque diferente y original permitiendo llevar a la mesa al vino en otro estado.

Si quieres probar este producto tan original, pero no tienes la chance de poder adquirirlo en el mercado te propongo realizarlo tu mismo, es muy fácil, y seguro que podrás darle un toque personal que la diferencie de la sal de vino que se comercializa.

Para realizar la sal de vino necesitamos:
Sal marina
Vino tinto
Un ambiente cálido y seco para fomentar la evaporación del vino
Hierbas a elección

Elaboración
Colocar en un bol la sal marina y cubrirlo de vino tinto. Dejar evaporar los días que sea necesario no olvidar remover la mezcla para que sea lo más homogénea posible.

Cuando haya desaparecido toda la humedad podemos retirar la sal del bol, descompactarla y darle soltura a los granos de sal.

En el proceso de evaporación del vino se pueden agregar hierbas, como romero, estragón o tomillo, para darle un toque aún más personal.

Y si el color logrado no es lo suficientemente intenso puedes repetir el proceso, de esta forma lograrás un color y aroma mucho más definido.

Aquellos que se animen a probar me cuentan que tal fue el resultado final.

Artículos recomendados

0 Comentarios

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.